El uso de simuladores en el tratamiento del miedo a volar

 

Los simuladores son instrumentos, normalmente dedicados a la formación de personal de vuelo, que reproducen las condiciones, incidencias, operaciones y circunstancias del vuelo.

Básicamente hay dos tipos de simuladores: Los que recrean las condiciones y operaciones en la cabina de pasajeros, y los que recrean las condiciones y operaciones de la cabina de pilotaje.

Ambos tipos de simulador son un recurso útil en los programas para superar el miedo a volar. Permiten familiarizarse con el entorno y circunstancias del avión y el vuelo, y disponer experiencias correctoras del miedo y la ansiedad. Todo ello con mucho realismo y elevada sensación de inmersión en la situación.

En el tratamiento del miedo a volar, los simuladores ofrecen la posibilidad de conseguir una progresividad ideal en el proceso de exposición gradual a las condiciones y contextos naturales del vuelo, como paso previo al último: efectuar un vuelo real, normalmente con la asistencia de los profesionales que dirigen el curso o tratamiento.

_________

Fuente: J. Carlos Baeza. Clínica de la ansiedad.

Video Ilustrativo: Simulador Boeing 737-NGV